LA NOTA ECONÓMICA: Coyuntura política en septiembre desmejoró la expectativa empresarial

La percepción de hacer negocios en Guatemala se complicó en septiembre último y  el Índice de Confianza de la Actividad Económica del Sector Privado cayó a  25 puntos.

Por Urias Gamarro / Guatemala

La economía en el país no está mejor que hace un año dicen expertos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
La economía en el país no está mejor que hace un año dicen expertos. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

En pocas palabras, este no es el momento ideal para hacer inversiones y negocios en el país, lo  que a su vez impactará en la producción  y el empleo, respondieron los consultados, en la medición que llevó a cabo el Banco de Guatemala  (Banguat).

Si no se logra una salida rápida a la coyuntura política  actual, los efectos podrían profundizarse y ampliarse para los siguientes años, en los  que sí podrían generar consecuencias.

Otro desafío que se agudizó es la falta de inversión y mantenimiento de la  infraestructura vial, que en septiembre estuvo complicada, sobre todo por los problemas causados por el exceso de lluvias en la Costa Sur.

El índice de confianza tiene como  objetivo  conocer la  percepción respecto de la trayectoria futura de algunas variables económicas relevantes que sirven para la toma de decisiones a corto plazo de los agentes económicos.

En  los últimos 21 meses, en septiembre pasado el índice cayó al nivel más bajo, según los  registros.

Institucionalidad

Acisclo Valladares, comisionado presidencial para la Competitividad e Inversión, afirmó que existe un clima de incertidumbre por parte de los inversionistas extranjeros, aunque mantienen el interés de poner sus capitales en el país.

Afirmó que era lógico el resultado del índice por las expectativas generadas.

“Estamos conscientesde que este es un golpe, pero no puede durar mucho por lo que se debe de  resolver lo antes posible”, dijo.

El comisionado explicó que trabajan en un plan para solucionar la coyuntura, el cual  involucrará a los tres poderes del Estado, así como a la sociedad civil y al sector productivo en un diálogo.

“Las propuestas estructurales que se están trabajando están encaminadas a luchar contra la corrupción y las discrecionalidades en el sector público para evitar precisamente eso —corrupción—”, dijo.

Valladares explicó que la institucionalidad es un mensaje que brinda tranquilidad a los inversionistas, porque se está  saliendo del ciclo de la inestabilidad vivida en el 2015.

“Hay llamadas de capitalistas  que están esperando la solución a estos problemas y activar sus negociaciones a  futuro”, subrayó.

El comisionado dijo que las negociaciones se mantienen con grupos  y resaltó el caso de dos  corporaciones de  México que estarían por confirmar  negocios en el país.

Sistémico

Para Juan Carlos Tefel, presidente de la Cámara de Industria de Guatemala (CIG), la crisis política es un tema  coyuntural del  que se saldrá a corto plazo, pero  existe otro problema más grave que es la falta de inversión pública     en las carreteras, que es más sistémico y que sí  golpea de manera directa a las empresas y personas.

“Más que la crisis política que se solucionará, creo que el problema estructural está en la falta de atención a la red vial que se evidenció en septiembre por las lluvias”, afirmó.

El dirigente empresarial explicó que la nula atención a las carreteras o su recuperación  puede provocar una desaceleración —ritmo de crecimiento menor— en la economía para los siguientes dos años.

Tefel agregó que proyectan —con base en sus análisis—  que la economía se mantendrá estable para este ejercicio y   en los valores proyectados por las autoridades de la banca central.

Sobre el tema, Valladares Urruela afirmó que en el Encuentro Nacional de Empresarios (Enade), programado para la próxima semana, se  conocerán  propuestas para hacer viables programas de inversión en infraestructura pública, sobre todo en las carreteras.

Estas acciones estarían en la dirección correcta para recuperar la confianza.

PRENSA LIBRE